Archivo

Posts Tagged ‘ciclo economico’

Contener la euforia económica

ciclo economicoLa economía de un país atraviesa momentos de expansión y también momentos de recesión. Afortunadamente los periodos de expansión son más duraderos que las recesiones. Estas producen grandes estragos a nivel de destrucción de empleo, empresas que cierran, sufrimiento y problemas psicológicos en muchas personas. Una de las principales ocupaciones de los que dirigen las empresas debería ser aislarlas de los vaivenes del ciclo económico.

Si cuando la economía va bien mi empresa va bien y cuando la economía va mal mi empresa va mal ¿Cuál es mi aportación como directivo de esa empresa? Eso es muy fácil de conseguir. El reto consiste en que cuando la economía va bien mi empresa vaya bien y cuando la economía va mal mi empresa siga yendo bien. Esto sí que es calidad directiva. Esto es aislar la empresa de los vaivenes de la economía.

¿Y cómo se consigue esto? Pues la receta es sencilla, pero su aplicación es harto complicada. La receta es no sobre dimensionar la actividad de la empresa en los momentos de boom económico. No perseguir todas las oportunidades que se nos presentan. Pues si dimensionamos la empresa para los periodos de vacas gordas, cuando lleguen los de vacas flacas estaremos entrampados con inversiones infrautilizadas y con capacidad sobrante que cuesta mucho mantener inactiva.

Sé que este consejo es muy difícil de seguir cuando las cosas van bien. Pero es muestra de calidad directiva no dejarse llevar por la euforia de los momentos. Hasta el jueves que viene.

Ahora ¿qué hay que hacer?

noviembre 7, 2013 7 comentarios

IESE Business SchoolHoy jueves a última hora se inician con un concierto en el Palau de la Música de Barcelona los actos de la asamblea anual de antiguos alumnos del IESE.  Esta reunión se hace un año en Barcelona, el siguiente en Madrid y el siguiente en alguna otra parte del mundo. Las sesiones principales se celebrarán mañana viernes en el Palacio de Congresos de la ciudad. Hay más de 2500 antiguos alumnos apuntados que vienen de todas partes del mundo. De muchas temas se hablará durante este viernes, aunque yo me dedicaré fundamentalmente a saludar a mis antiguos alumnos.

Seguro que un tema recurrente en la reunión será el inicio de la recuperación económica. Muchos indicadores dicen que estamos a las puertas de un nuevo ciclo. Yo ya lo había insinuado hace medio año en mi mensaje del 20 de junio, y ahora parece que se confirma.

La pregunta que surge es, ahora ¿Qué debemos hacer? Pues aprender de los errores cometidos y no volver a caer en ellos. Sabemos que la economía se mueve por ciclos. Por tanto sabemos que después del ciclo expansivo que se nos avecina, dentro de 10 ó 12 años volverá a haber una recesión. Durante la próxima recuperación las empresas, además de otras muchas cosas, han de prepararse para capear lo mejor posible la siguiente recesión.

Esto implica que a lo mejor no hay que perseguir todas las oportunidades que se nos presenten, pues si dimensionamos la empresa para que satisfaga la demanda en los mejores momentos, cuando la demanda se desacelera la empresa se encuentra entrampada y vienen las dificultades. La función de los beneficios es la de hacer de colchón para cuando el entorno externo se hace hostil. Si en épocas de bonanza tiramos la casa por la ventana, cuando vengan las dificultades la empresa no contará con recursos para capearlas.

Me direis, pero Miguel Angel, ¿ya nos estás hablando de la próxima recesión, cuando todavía no hemos salido de esta? Pues sí, el directivo y el empresario deben pensar en el largo plazo y no solo en lo que tienen delante de los ojos. Hasta el jueves que viene. Espero veros a muchos de vosotros en la reunión de este viernes.

Crisis económica y estrategia empresarial

crisis economicaEn épocas de bonanza económica, muchas empresas viendo que las ventas van bien y qiue hay oportunidades de negocio, se lanzan a hacer inversiones y a contratar gente. Para ello frecuentemente se endeudan. El optimismo y la buena situación económica les hace pensar que la empresa es sólida y que todo marcha bien.

Lo que pasa es que después de las bonanzas vienen las desaceleraciones, que pueden ser suaves como pasó con el reventón de la burbuja de las punto.com a principios de la pasada década o pueden ser profundas como la actual (que por cierto, se está acabando por fin). Cuando llega la desaceleración las empresas se encuentran endeudadas hasta las cejas, con una plantilla sobredimensionada y con un exceso de activos fijos que ahora tienen infrautilizados. Y todo son reajustes dolorosos por no haber previsto las cosas antes.

¿Qué ha pasado? pues que a la hora de elaborar su estrategia muchas empresas no tienen en cuenta el ciclo económico. La estrategia de una empresa tiene que ser dinámica. Tiene que ser variable en función del momento en que se encuentra la economía. En épocas de bonanza hay que ser prudente y dimensionar la empresa de modo que cuando venga una desaceleración se pueda capear bien.

Perseguir todas las oportunidades que se presentan en épocas de vacas gordas es garantizar las dificultades futuras. En épocas de bonanza hay que ahorrar para poder mantener a flote la empresa en momentos de mayores dificultades. Cuando vienen las desaceleraciones es cuando que hay que invertir y contratar. Es el mejor momento para hacerlo, y se puede hacer si se ha sido responsable en la época de crecimiento.

Los cambios y mejoras hay que hecerlas cuando hay crecimiento y hay holgura. Si no se abordan los cambios y las reestructuraciones durante los buenos momentos, cuando llega la crisis los cambios son traumáticos. Las empresas que saben tener en cuenta el ciclo económico en sus estrategias son muchos más estables y son menos vulnerables en las crisis. Feliz vuelta de vacaciones y hasta el jueves que viene.

A %d blogueros les gusta esto: