“Milenials”

millennials

Se está hablando mucho de los milenials (escríbase como se escriba, yo lo escribo tal como lo pronuncio; lo siento, no soy milenial). La generación nacida en los años 80 y 90 y que por tanto empiezan a incorporarse al mundo del trabajo o se han incorporado no hace mucho tiempo.

Se dice que es una generación informal, que no les gusta que se les controle, que quieren tener un trabajo creativo donde puedan ejercer y cultivar sus capacidades. Que no quieren atarse a un trabajo fijo, quieren viajar, tener nuevas experiencias. Están acostumbrados a la inmediatez de estar todo el día conectado.

Menuda bofetada se van a pegar estos milenials cuando dejen de vivir como Alicia en el país de las maravillas y se topen con la realidad. Un colega me dijo que un milenial deja de serlo el día que tiene que empezar a pagar una hipoteca.

Bajar a la realidad. Es muy cómodo llevar una vida independiente pero que a la hora de lavarte la ropa acudes a mamá. Cuando las facturas las pagan papá y mamá porque todavía pernoctas en su casa. Bajar a la realidad.

Dejar huella, aportar valor para alguien requiere esfuerzo. Nada valioso se consigue sin esfuerzo. Más vale que estos milenials empiecen a espabilar si no quieren toparse con una frustración vital cuando lleguen a la edad madura y se pregunten qué han hecho en la vida.

No todos los nacidos en esa franja responden a este perfil. Tengo montones de alumnos en edad de milenials que tienen un compromiso con sus trabajos, que se están preocupando por formarse para lo que no están regateando esfuerzo. Y como ellos muchos más; afortunadamente. Hasta el jueves que viene.

  1. mayo 10, 2018 en 7:59 am

    Me alegro de que los ayudes Miguel Ángel. De eso se trata que estén mejor formados, porque están en su mejor momento de capacidad mental y nos ayudarán a vivir en una sociedad mejor.

  2. mayo 10, 2018 en 9:47 am

    Completamente de acuerdo, es como con el problema de los ninis (ni estudian ni trabajan), mientras que los hay que estudian y trabajan al mismo tiempo: no es tanto un problema de falta de oportunidades (que lo hay) como de falta de ganas y esfuerzo.

    • mayo 13, 2018 en 3:45 pm

      Pedro, nada que valga la pena se consigue sin esfuerzo.
      Saludos,
      Miguel Angel

  3. Guillem Abril
    mayo 10, 2018 en 10:26 am

    No me gusta demasiado esto de las generaciones (X,Y,Baby Boom, Millenials) etc…Ahora se habla mucho de los millenials…en mi empresa somos varios (nací en el 83), así como de otras “generaciones” y al final si uno se olvida de estereotipos y baja a la realidad…se da cuenta de que todos somos personas con aspiraciones, deseos y necesidades (o motivaciones intrínsecas, extrínsecas y trascendentales) y que las generalizaciones de este tipo venden periódicos y generan tráfico pero ni reflejan la realidad ni son modelos útiles para gestionar un grupo humano. En fin, mi granito. Un abrazo Miguel Angel.

    • mayo 13, 2018 en 3:47 pm

      Efectivamente Guillem, estoy de acuerdo contigo. no hay que generalizar con estereotipos. En todos los tiempos ha debido haber vagos y trabajadores. Y en la nueva generación de profesionales tabién.
      Muchas gracias por tu aportación.
      Un abrazo,
      Miguel Angel

  4. mayo 10, 2018 en 11:07 am

    Demoledor: “si no quieren toparse con una frustración vital cuando lleguen a la edad madura y se pregunten qué han hecho en la vida”.

    Vamos a darle la vuelta a su escrito para ver como un milenial puede encontrar el triunfo vital cuando llegue a la edad madura y encuentre la respuesta de lo que ha hecho en la vida:
    ________

    Debe ser una generación FORMAL a la que LE GUSTE que se le controle, con un trabajo POCO creativo (monótono) donde NO pueda ejercer y cultivar sus capacidades. Que SI quiere atarse a un trabajo fijo, NO quieren viajar NI tener nuevas experiencias. Estar acostumbrado a la NO necesidad de estar todo el día conectado.

    Menuda ALEGRIA se van a llevar estos milenials cuando EMPIECEN a vivir como Alicia en el país de las maravillas y CONOZCAN la realidad. Un colega me dijo que un milenial EMPIEZA a serlo cuando DEJA de pagar una hipoteca.

    SUBIR a la realidad. Es muy INCOMODO llevar una vida DEPENDIENTE pero que a la hora de lavarte la ropa NO acudes a mamá. Cuando las facturas NO las pagan papá y mamá porque ya NO pernoctas en su casa. SUBIR a la realidad.
    __________

    ¿Que le parece? Se apunta usted conmigo a la generación Millennial?

    Un saludo profesor

    • mayo 13, 2018 en 3:54 pm

      Amigo Carlos pues lo que me parece es que has dado la vuelta al argumento de un modo incorrecto desde un punto de vista de la pura lógica.
      Dar la vuelta a la afirmación “Todos los gatos son negros” no es afirmar que “Ningún gato es negro”, que es lo que haces tú. darle la vuelta a la afirmación “Todos los gatos son negros” es afirmar “Algún gato no es negro”.

      Negar que “es una generación informal” no es afirmar que “Es una generación formal”.
      Repasa la lógica aristotélica.
      Un abrazo,
      Miguel Angel

  5. mayo 10, 2018 en 11:42 am

    Comparto plenamente que “No todos los nacidos en esa franja responden a este perfil. Tengo montones de alumnos en edad de milenials que tienen un compromiso con sus trabajos, que se están preocupando por formarse para lo que no están regateando esfuerzo. Y como ellos muchos más; afortunadamente”.

    • mayo 13, 2018 en 3:55 pm

      Efectivamente José Miguel, por lo que lo que apunta Jaume en el primer comentario tiene todo sentido.
      Un abrazo,
      Miguel Angel

  6. Richard
    mayo 11, 2018 en 7:21 am

    Totally agree! Cuanto antes despierten/ los despierten/los despertemos de esa realidad paralela, burbuja proteccionista fundada o inculcada, mejor. Mejores profesionales, mejores personas, mejor sociedad.
    Millenial.

    • mayo 13, 2018 en 3:58 pm

      Efectivamente Richard, hay que despertar a los milenials de esas características.
      un abrazo,
      Miguel Angel

  7. Laly Salamel
    mayo 11, 2018 en 11:47 am

    Esta vez Míguel Ángel, no estoy muy de acuerdo contigo.
    Los millenials nacen en una generación digital e hiperconectada, tienen un fuerte sentido crítico, son exigentes, colaborativos, transparentes y además “emprendedores” y mucho más…creo que esto es lo que hace a esta generación diferente de todas las anteriores.
    Me maravilla ver a jóvenes de veinte y pocos años ocupando puestos como responsables de departamentos de Inteligencia Artificial en empresas como “Movistar”, otros de la misma edad que crean APPs de éxito como “Mi escaparate”….
    Así que sí, seguro que alguno vive en el país de las maravillas, pero no mas de los que han vivido en las generaciones anterior.
    Nuestros millenials marcan el presente y el futuro. Ellos son el futuro y decidirán si quieren o no pagar hipoteca, en cualquier caso están aquí, que ya no es la tierra, sino en la nube.
    Un saludo

    • mayo 13, 2018 en 4:00 pm

      Laly, viva la discrepancia, así que bienvenido tu comentario. Que es una generación diferente es evidente, y que tienen todas las características que enuncias, pues, unos si y otros no tanto.
      Me quedo con que están en la nube, y que algún día tendrán que bajar.
      saludos Laly,
      Miguel Angel

  8. José Luis Minyana
    mayo 11, 2018 en 3:56 pm

    Miguel Ángel he seguido con atención tus comentarios desde el principio y en esta icasuñib coincido con Laly Salamel; no pierdas de vista que “existen muchos mundos y están en este…”
    Estaba concluyendo el siglo XX y el sociólogo catalán, Josep Burcet i Llampayas ya hablaba de una sociedad de intangibles y la capacidad de afrontar el cambio como virtud principal de cara al futuro, clasificando a los ciudadanos, en razón a su actitud frente al cambio, en “convencionales”, “adelantados” y “marginados”; me temo que tu solamente estás perfilando en tu post de hoy a los “convencionales”…
    Hay un libro muy interesante, al menos a mi juicio, de Raquel Roca, titulado “Knowmads: los trabajadores del futuro”, en el que se aborda de forma singular, entre otras cosas, el problema de la “gestión generacional” y las formas en que podemos llevar a cabo una adecuada gestión del cambio, en esta modernidad liquida que nos ha tocado vivir.

    • mayo 13, 2018 en 4:01 pm

      Muchas gracias José Luis, miraré el libro de Raquel Roca.
      Saludos,
      Miguel Angel

  9. Quim Arpí
    mayo 14, 2018 en 3:26 pm

    Saludos Miguel A. y seguidores. Llevo mucho tiempo sin comentar en este bloc y este debate me ha parecido genial. Me pongo del lado de Laly, Carlos, José Luis… “Realidad”, que realidad? la nuestra? Los jóvenes están creando nuevas realidades, ya no se trata de transformar, evolucionar, la nuestra. Como pasa en todas las generaciones, habrá más esforzados o menos (se deba o no se deba pagar la hipoteca), pero a mí se me da que los jóvenes de hoy van a conseguir cosas espectaculares. Un abrazo a todos/as.
    Uno del 66 😉

    • mayo 16, 2018 en 5:59 pm

      Por supuesto Quim, conseguran cosas espectaculares, pero nada se consigue sin esfuerzo y con exigencias.
      Muy interesante debate.
      Saludos,
      Miguel Angel

  10. mayo 15, 2018 en 12:13 am

    Miguel Ángel, creo que llevas razón en lo que respecta al rudo despertar que espera a quienes se comporten de manera muy ajustada al perfil que los generaliza. Sin embargo, antes que eso pase o mientras tanto, el reto también es para los empleadores. Mientras esperas a que llegue el Milenial que no se comporta como milenial, habrás tenido una alta rotación en tu plantilla, con el desgaste que eso conlleva en todo sentido. La pregunta general es cómo el empleador acoge las necesidades personales de sus colaboradores, sean estas de Milenials o de cualquiera. No se trata de anarquía sino de eso, de incorporar en la matriz de gestión de la empresa eso que son las prioridades de quienes allí trabajan.

    • mayo 16, 2018 en 6:00 pm

      Muy interesante lo que dices Hugo, Hay que adaptarse, empleadores también,
      Saludos,
      Miguel Angel

    • José Luis Minyana
      mayo 16, 2018 en 7:06 pm

      Comparto tu inquietud Hugo, que responde de alguna manera a aquello de “si te dan un limón hazte una limonada” (Dale Carnegie, Como ganar amigos).
      Raquel Roca, la autora del libro que os comentaba en el post anterior es, entre otras cosas, la directora de un “Master en gestión del talento en la era digital” de La Salle International Graduate School, y tiene diversas publicaciones en las que trata el problema de como los empleadores pueden hacer frente al tema que estamos tratando.
      Del Master solamente conozco el programa y de Raquel he leído algunas de sus publicaciones, que me han llevado hasta John Moravec, creador del “palabro” Knowmads, investigador que ha publicado títulos tan sugerentes como “Knowmad society” o “El aprendizaje invisible”, entre otros.
      A los que por estar en activo debéis lidiar con estos temas os deseo acierto y un poco de suerte; quizá os sean de utilidad las citas que he hecho en mis intervenciones.
      Un afectuoso saludo.

      • mayo 16, 2018 en 8:05 pm

        A mi me han hablado muy bien de ese master de La Salle.
        Saludos,
        Miguel Angel

  1. No trackbacks yet.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: