Empresas de alta calidad

Relacionado

Hipotecas ¿tipo fijo o variable?

Quizá ya sea tarde, pero la recomendación en los...

Lo justo y nada más

Un antiguo alumno que lee frecuentemente este blog me...

Buenos y malos jefes

Una de las ventajas de haber iniciado este blog...

Al comienzo del curso

Comenzamos un nuevo curso académico y disponemos de 12...

El director de recursos humanos

Una cosa que se escucha con frecuencia entre los...

Share

Tres características tienen algunas empresas de alta calidad:

1) El que dirige la empresa es el dueño.

2) El que dirige la empresa, que es el dueño, conoce las operaciones y el día a día de la empresa.

3) El que manda en la empresa lleva allí muchos años.

Cuando el que dirige la empresa es el dueño, tiene las manos libres para tomar las decisiones que le parecen más convenientes, y no tiene que convencer a una junta general de accionistas, que por lo general solo están interesados en los dividendos de la empresa y saben poco de su funcionamiento.

Para que una empresa funcione los que mandan tienen que conocer los pormenores de lo que allí se hace. Si el que manda no conoce bien lo que pasa, fácilmente se equivocará en sus decisiones, salvo que sea muy prudente y se deje asesorar por los que sí conocen el día a día.

Finalmente, construir una empresa de alta calidad lleva muchos años, y destruirla es muy fácil. Si una empresa cambia de director general cada cuatro o cinco años la calidad de la empresa será la del que haya sido su director más incompetente.

Juan Roig es el dueño mayoritario de Mercadona y dirige la compañía desde hace varias décadas y conoce muy bien el funcionamiento de los supermercados. Lo mismo le sucede a Amancio Ortega y su Zara. Herb Kelleger fundó a finales de los 60’s Southwest Airlines, y la estuvo dirigiendo hasta entrado el siglo XXI. Conocía perfectamente lo que pasaba en los hangares.

Con esto no quiero decir que para toda organización de alta calidad deba tener estas tres características, ni que las organizaciones que tengan estas características tienen que ser necesariamente de alta calidad. Puede haber de todo. Pero son tres condiciones que tienen bastante sentido. El jueves que viene daré algunas características más. Hasta entonces, y feliz verano para los que lo empecéis.

40 COMENTARIOS

    • Santiago, me parece que bastantes inmobiliarias cotizan en bolsa ¿no? esas ya no cumplen con la primera característica. Por otro lado, ya digo que
      «…no quiero decir que para toda organización de alta calidad deba tener estas tres características, ni que las organizaciones que tengan estas características tienen que ser necesariamente de alta calidad».
      De todas maneras el jueves que viene sacaré algunas características más, menos generales que las de hoy y ya verás
      gracias por tu comentario,
      Miguel Angel

  1. ¡Genial post! Al final todo se reduce al compromiso:
    – Compromiso con algo que se siente como propio
    – Compromiso a largo plazo
    – Compromiso con los detalles y no sólo con los «flashes»
    – Compromiso con la gente y no sólo con los números

  2. ME PARECE MUY BUENO EL COMENTARIO, ESO SI, NO SIEMPRE SE REUNE ESTAS CUALIDADES PARA DIRIGIR UN EMPRESA. LO QUE SI A VECES OCURRE, ES QUE ESTAS PERSONAS LLEVAN ACTIVIDADES PARALELAS, COMO DIRECTIVOS DE FOOTBOLL, I ENTONCES SI QUE ACARREAN MALOS VICIOS, EMPEORANDO LA GESTION.SALUDOS.

  3. Sin lugar a dudas, nadie mejor para conocer las «entrañas del negocio» que su fundador.

    Lo que sí me preocupa, para el tipo de empresas familiares, es que es difícil encontrar a directivos de tal calidad para asegurar su futuro. En el protocolo de actuación/plan estratégico futuro pienso que se debe dejar muy hilado e ir buscando y formando a posibles candidatos.

    Gracias y un saludo,

    Pilar

    • Pilar, tocas un tema importantísimo, el de la sucesión del directivo, y en el caso de la empresa familiar es mucho más importante y difícil, por la carga emotiva del que ha creado su propia empresa. Este es el último test de calidad directiva, saber dejar un buen sustituto.
      Saludos,
      Miguel Angel

  4. M.A.,

    Me recordaron las tres características a la gestión de los hospitales públicos de nuestro pais:

    «1) El que dirige la empresa es el dueño.»

    Ya se sabe que la cosa pública como es de todos, al final no es de nadie.

    «2) El que dirige la empresa, que es el dueño, conoce las operaciones y el día a día de la empresa.»

    Predominan en los últimos tiempos directivos sanitarios sin experiencia previa en el sector, ni formación sanitaria. La mayoría puestos por el partido político de turno. La gestión no está profesionalizada.

    «3) El que manda en la empresa lleva allí muchos años.»

    Como la gestión sanitaria pública está muy politizada al final el gestor dura 4 años, y a los cuatro siguientes entra otro.

    Vamos, que según tu marco teórico la sanidad pública española tiene todas las papeletas para ser una organización de muy mala calidad.

    • No tan deprisa Julio, aunque no estoy ni de acuerdo ni en desacuerdo con lo que dices, pues no conozco en profundidad ese sector, las tres condiciones que cito no son mi necesarias ni suficientes. Mira mi último párrafo del mensaje, que copio aquí, y que es lo mismo que le digo a Santiago en mi respuesta al primer comentario:
      “…no quiero decir que para toda organización de alta calidad deba tener estas tres características, ni que las organizaciones que tengan estas características tienen que ser necesariamente de alta calidad”.
      Tengo la prudencia de meditar muy bien lo que digo en los mensajes para no pillarme los dedos, Pero lo que digo lo suscribo rotundamente,
      gracias y un abrazo Julio, a ver cuando nos vemos,
      Miguel Angel

  5. Miguel Angel, coincido contigo en dar importancia de esas tres características. Además creo que si son personas humildes que saben rodearse de profesionales valiosos sin miedo a que les hagan sombra o les lleven la contraria, su gestión sale reforzada.

    • José Luis, supuesta competencia técnica, la humildad y las características que comentas son una de las claves que distinguen la posibilidad de ser excelentes del estar condenado a la mediocridad. Totalmente de acuerdo con lo que dices,
      saludos,
      Miguel Angel

  6. Hola Miguel Angel,

    Totalmente de acuerdo.
    El punto primero está relacionado con la motivación: a mayor motivación mejores resultados. Siempre nos motivamos más cuando las cosas nos atañen directamente.
    Es importante tener siempre presente el objetivo de conseguir la potestas (ser un lider porque los demás lo reconocen a uno como tal por lo que sabe/hace), y no sólo tener la autoritas (los otros hacen lo que dices porque eres el jefe).

    Y los puntos 2 y 3 hacen referencia a que hay que saber y eso implica: dedicarle tiempo, y a saber de lo que uno hab

    Gracias.
    Un saludo,

    Paco

  7. Miguel Angel, comparto las 3 caracteristicas como punto de referencia para ser una empresa de alta calidad, pero me preocupa que muchas organizaciones actuales no cumplen con la primera y muchos de nosotros trabajamos en ellas. Como ayudar a estar dentro del grupo de alta calidad sin necesidad de ser el dueño? La necesidad de la experiencia y conocimiento de los detalles y pormenores diarios de la empresa es fundamental, pero seguro que puedes ilustrarnos con otras condiciones. Te animo a que en tu siguiente publicacion abordes esta situacion. JC Pelaez

    • Juan Carlos, lo que pides es un tratado de dirección de empresas. Ya tengo preparado el mensaje del jueves que viene y daré algunas condiciones más. Son menos generales que estas pero también sirven. ¿Qué puede hacer cada uno en sus circunstancias concretas? pues ser un buen profesional en todos los niveles: competencia técnica. Integridad moral y preocupación por servir. Para esto no hace falta ser el dueño. Un programa para toda una vida enunciado muy escuetamente.
      saludos,
      Miguel Angel

    • Para los que no sabeis de qué va, el IESE junto con el colegio Mayor Pedralbes organiza unas jornadas sobre empresa para universitarios. Josemaría, al que conozco desde hace años se ha apuntado este año. Por si alguien necesita un buen profesional, pocas personas conozco con mejor futuro que él.
      Gracias Josemaría,
      Miguel Angel

  8. Hola, M.A.:

    ¡Cómo disfruto con tu post cada jueves!

    Solo me gustaría añadir que si bien en muchos casos el dueño de la compañía es el alma del negocio, conozco algunas empresas en las que el dueño es el embudo de la compañía, muchas de la operaciones de la empresa pasan por él y esto hace que la compañía empiece y acabe en este mismo individuo (para desesperación de algunos de sus directivos).

    Yo me atrevería a decir, con tu permiso, que empresas de alta calidad van unidas a dueños de alta calidad, que saben delegar y que saben engendrar una organización piramidal y no una organización «uni-personal».

    Como anécdota déjame explicarte que tengo un vecino que es dueño de una empresa al que, en momentos como el de ahora, va bien y casi no ha notado la crisis (según me cuenta). Suele tirarme los tejos para que vaya a trabajar con él. El asunto me tienta pero, es que ¡siempre va con el traje puesto! No importa la hora, el día, si es domingo o si es un lunes a las 22:30 sacando al perro. Siempre va con el traje puesto. Me da miedo. Este es de los que duermen en la fábrica. Además no tiene familia cercana, vive solo (en un piso enorme y precioso). Respira para y por la empresa. No quiero extenderme pero, hay bastantes más detalles que me hacen pensar que este señor no sabe delegar y esto para un directivo es la muerte.

    Gracias por compartir con nosotros tu saber y tus experiencias. Un saludo.

    Josep López

    • Josep, no puedo estar más de acuero contigo, No es suficiente con ser dueño, hay que ser dueño de alta calidad. Si no, como dices más que ayuda es un embudo para la empresa. El ejemplo que pones del amigo que quiere que vayas a trabajar con él, es el claro ejemplo de la intuición en la toma de decisiones. El subconsciente te alerta que algo raro pasa.
      Gracias,
      Miguel Angel

  9. […] Comentaba la semana pasada tres características bastante comunes en las empresas que mejor están dirigidas. Voy a exponer en el mensaje de esta semana algunas características más. En general cuando la dirección de una empresa está centrada fundamentalmente en obtener beneficios, su mediocridad está garantizada, pues se suele olvidar de cuál es la fuente de esos beneficios: ofrecer un producto o servicio que satisfaga una necesidad,  como explicaba hace unos meses. […]

  10. […] El comportamiento político actúa como un cáncer en las organizaciones. ¿Cómo se combate? El único modo es fomentando la unidad. Unidad de la que hablé en un mensaje este verano. Requiere un gran liderazgo por parte de la dirección, para que los miembros de la organización lleguen a descubrir que es la dirección la que mejor defiende sus intereses (los de los miembros). Una dirección que sea capaz de inspirar confianza en su gente. Este es un tema demasiado importante para tratarlo en un simple párrafo, pero realmente es una de las claves del exito de las organizaciones. […]

  11. […] Status es una empresa de consultoría dedicada a la búsqueda y selección de directivos. Conozco biene sa consultora y los que allí trabajan. Cada mes envían a sus contactos -entre los que me encuentro- unas reflexiones sobre el mercado laboral. La última que me ha llegado me ha parecido especialmente interesante y me dispongo a compartir con vosotros algunas de sus ideas. Distinguen los directivos adolescentes de los directivos maduros. […]

  12. […] Directivos adolescentes y directivos maduros Tweet may 3rd, 2012 | By Miguel Á. Ariño | Categoria: Capital Humano, LI 1, Liderazgo, Portada, Portada Izq Status es una empresa de consultoría dedicada a la búsqueda y selección de directivos. Conozco biene sa consultora y los que allí trabajan. Cada mes envían a sus contactos -entre los que me encuentro- unas reflexiones sobre el mercado laboral. La última que me ha llegado me ha parecido especialmente interesante y me dispongo a compartir con vosotros algunas de sus ideas. Distinguen los directivos adolescentes de los directivos maduros. […]

  13. Miguel Angel, gracias por tu post. Cuando lo he leído he pensado que efectivamente hay casos en que ello es así, pero también soy capaz de encontrar compañías no de alta calidad donde se cumplen los 3 puntos que mencionas en el post. En todo caso convengo contigo que cambios frecuentes de CEO no son buenos. Creo que en el pasado se ha frivolizado mucho con ello y algunas pymes han cambiado de CEO como de entrenador.

  14. […] Más inteligente es ver que con las dificultades vienen las oportunidades. Me contaron en 2009, en el momento más álgido de destrucción de empleo en España, de una pequeña empresa gallega. Unos 25 trabajadores. Estaban pasando muchas dificultades. Al principio del año el director general y dueño de la empresa llamó a dos administrativas. Estas se temieron lo peor y cariacontecidas acudieron al despacho del jefe. Este les dijo: “ya ven ustedes las dificultades que estamos atravesando y la continua caida de las ventas. He estado haciendo números y después de darle vueltas he llegado a la conclusión que con un poco de esfuerzo podemos mantener sus puestos de trabajo“. Imaginad cómo se fueron estas dos mujeres a sus casas ese día. Cómo trabajarían ese año. Lo que estarían dispuestas a hacer por la empresa. Este es el modo de actuar para capear las dificultades. […]

  15. […] Pues esta es la mejor de las situaciones. El cliente de esta empresa sale beneficiado. El producto que ha comprado ha sido elaborado con el máximo de que sea un producto útil. Posiblemente este cliente volverá a requerir los servicios de esta empresa y además los recomendará a sus conocidos. La empresa está empeñada en hacer la cosas bien, y sus empleados también. ¿Qué mejor garantía de un buen servicio? y oh casualidad! los ingresos y los beneficios aumentan. […]

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: